Ricochet

Diego José Battista

  • Fecha: 1975

Me llamo Diego José Battista, nací en la ciudad de Buenos Aires en mayo de 1975. El seudónimo Batti nació en mi adolescencia, tiempos en donde experimentaba una fuerte revolución interna. Debo suponer que habrá sido un motor para todo lo que vino después, de allí que lo elijo para firmar mis trabajos.

 

Estudié guitarra, piano, ilustración, pintura, escultura, representación 3D, programación,  cine, y tuve una escuela familiar en el diseño y la construcción de muebles y objetos.

 

En los 90`s armé un espacio multimedia en el cual convivía un estudio de grabación con un taller de escultura. Hasta el día de hoy ese espacio propio mutó en distintas formas y usos.

Tuve bandas de rock, experimenté con la electrónica y grabé varios discos.

 

Toqué con distintos proyectos musicales en grandes festivales, pequeños sótanos, parques, teatros. Tuve la suerte de conocer grandes músicos y productores: Tweety Gonzalez, quien produjo INSERT COIN, uno de mis discos en el año 2000 para el sello URL de Charly Alberti. Daniel Melero que elegió uno de mis proyectos para el laboratorio de experimentación artística del Faena Group. Músicos de las bandas de metal más destacadas en esos años, con algunos colaboré en sus discos, y también edité Heavy Mixes, reversiones electrónicas e industriales de temas Heavy Metal.

Y un gran momento, en un recital presentación del disco tributo a Soda Stereo, luego de interpretar una versión electrónica y tocando la trompeta conocí a Gustavo Cerati , quien se interesó en mi trabajo.

 

Del 2000 al 2006 formé parte de un equipo de profesionales de todas las ramas del diseño. Unos años más tarde junto a ellos coordiné un proyecto de experimentación de diseño, basado en la investigación y la creación sin barreras comerciales, lo cual dió grandes resultados. Fuimos parte de un resurgimiento post crisis del Diseño Argentino, donde primaba el aporte de valor agregado a la producción local, momento en el cual nuestro país volvía a participar de las grandes ferias internacionales.

 

En este marco surgió el sillón PLACENTERO, el cual recibió importantes premios y muy buenas críticas de los principales medios especializados del mundo. Esto me abrió las puertas para participar en las ferias más destacadas de diseño: ICFF New York, Design Week en Milán, 100% Design Tokyo, entre otras.

 

Con el diseño continué desarrollándome de manera individual y también junto a otros diseñadores.

 

En el año 2008 decidí retomar una cuenta pendiente, las artes visuales. Toda la experiencia acumulada con el diseño en la metodología de trabajo, profesionalismo y compromiso, quería llevarlo a un proceso mas íntimo.

 

Conocí el trabajo de Andrés Waissman, empaticé con su obra, y a partir del año 2008 y hasta el 2010 asistí a su taller, y del año 2011 al 2015 participé de su clínica de obra. En todo ese proceso puse en práctica lo aprendido, pero rompiendo cualquier método académico o formal de las técnicas, anteponiendo la expresión, yendo y viniendo de la figuración a la abstracción, conectándome cada vez más con los resultados de mi trabajo.

 

En 2014 realizo mi primera muestra individual de pinturas llamada INTRO, en un espacio propio de arte y diseño. Allí pude experimentar relaciones y contrapuntos entre el trabajo artístico de estos últimos años y las experiencias previas de la exposición, lo temporal de la música, lo experiencial del diseño y lo instantáneo e irrepetible de la pintura.

 

Hasta hoy continúo trabajando en este camino personal artístico, utilizando para cada proceso creativo las herramientas que lo requieran.